domingo, 24 de abril de 2016

Luna en Sagitario


Los pensamientos verdaderamente grandes se conciben caminando.

Nietzsche






Contacto: Luna / Júpiter. Dos planetas que se llevan bien entre sí, ya que la Luna se domicilia en Cáncer y Júpiter se exalta en el mismo signo. Hay, por lo tanto, una naturaleza abundante, expansiva, benéfica. Es una Luna que tiende a la exageración, especialmente al idealismo. Disfruta mucho de los viajes, las pasiones, la cultura y los idiomas. Una Luna en Sagitario siempre está lista para arrancar una nueva travesía.

miércoles, 13 de abril de 2016

Luna en Leo

Mis gustos son muy simples: me conformo con lo mejor.

Oscar Wilde




Ya se percibe en el aire un tono dramático, un intenso deseo de gustar, de brillar, de ser especial. Se despierta en nosotros la necesidad de acaparar todas las miradas, de obtener reconocimiento y ganarnos nuestro merecido aplauso. Es que hoy tendremos en el cielo nada más y nada menos que la Luna en Leo. La Luna que tenía Luis XIV de Francia, llamado el Rey Sol, a quien se le atribuye la frase: "El Estado soy yo". Así que antes de hablar de Leo, extendamos la alfombra roja a sus pies.

miércoles, 6 de abril de 2016

Luna en Aries





Cuando la Luna se encuentra en signos de fuego, se activan mecanismos emocionales no muy afines a su esencia. El fuego es activo, expansivo, extrovertido, pionero, aguerrido, orgulloso, entusiasta, luminoso por naturaleza. La Luna, por el contrario, se siente más cómoda en elementos femeninos, receptivos, negativos, nocturnos, intuitivos y domésticos: el agua y la tierra. Por eso se domicilia en Cáncer (agua) y se exalta en Tauro (tierra).

lunes, 4 de abril de 2016

Venus en Aries



When in doubt, wear red.

Bill Blass





La Venus de los comienzos. Llega para contagiarnos todo el deseo y el ardor de un signo de fuego, masculino, cardinal: Aries. Se trata de una Venus que no pregunta, no pide permiso, no le importa, no mide, no lo hace adrede, no quiso herirte: simplemente actúa. ¿Y cómo actúa? Como la guerrera que es. Su regente lo dice todo: Marte, el áspero, el intenso, el bélico, el colérico, el conquistador. Así que la verás tomar la iniciativa, invitarte, o mejor dicho invitarse, provocarte, desafiarte, darte el primer beso y ¡cuidado! también el primer golpe. Sin vueltas ni lamentos, sabe lo que es jugar con fuego y quemarse si es necesario, si vales la pena.

sábado, 2 de abril de 2016

Urano





Los contactos entre el  Sol y Urano generalmente se viven con mucha sorpresa, ya que la energía en cuestión es muy difícil de manejar. En algún sentido, el Sol se acuarianiza, si me permiten el término. Lo cual no tiene demasiado que ver con su naturaleza, que se domicilia, se halla en su salsa, en el signo opuesto: Leo. Si el Sol representa el ego, la vitalidad, el calor, el orgullo, la generosidad y la creatividad, Urano representa cualidades opuestas, pero también complementarias: lo otro, lo colectivo, lo eléctrico, lo accidental, lo rebelde, lo contestatario.